Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de julio, 2012

Puede ser

Puede ser que mi alma divague sola por las calles y sólo encuentre oscuridad y penumbra, que la única que me acompañe sea mi propia sombra en este camino que carece de luz.
Pero también puede ser que mañana salga el sol.

Mientras duermes

Que delicia es contemplarte mientras duermes.



Me gustaría ingresar en tu sueño para estar en todo momento contigo, en ti.

Cree en ti

Cuando no veas la salida al final del túnel y la oscuridad te aceche, cree en ti.
Cuando tu cuerpo está a punto de estallar, y con tu alma no puedes más, cree en ti.
Cuando las palabras se las lleve el viento lejos, tan lejos de ti, cree en ti.
Cuando caigas y no encuentres el valor para levantarte, no lo dudes, no lo pienses, cree en ti.
Cree en ti como nadie ha creído en ti.
Cree en ti como si fuera tu último suspiro.

Quiero ser

Visteme de Rosas, Lirios y Claveles cada día, quiero ser lo más hermoso de tu vergel.
Desflorame, quitame las hojas una a una cada noche, quiero ser tu fiel amante.

Rabia

Siento rabia
frustración, enfado
conmigo misma.
Sé que puedo
mas no lo logro.
Siento que pierdo
mas que gano.
Me ganan la batalla
los nervios,
mi mayor enemigo.

Respeto

Cada persona es única en su individualidad.



Respetemonos.

Aunque ya no te tenga

Asoman a mis ojos
unas lágrimas amargas
al no tenerte junto a mi,
al no poder sentirte,
ni abrazarte
ni besarte.
Está soledad me
encuentra desnuda
y sin vida,
pero sé que en el fondo
de mi corazón estarás
ahora y siempre.

El mapa de tu cuerpo

Recorrer la geografía de tu cuerpo es encontrar a cada paso un continente nuevo.
Lujuria          Deleite                   Placer
Deseo beber de tus labios que son la fuente de mi vida.

Eres el país al que viajo cada noche revelando los secretos que hay guardados en tu piel.

Que delicia

Que delicia saber que estas en mi que vivo en ti, tu mirada cautivadora ingresando en mi alma. Es una delicia el perfume de tu piel, el sabor que dejas en mis labios. Contemplarte mientras duermes sabiendo que sueñas conmigo, pues tu sonrisa lo revela. Eres mi delicia, mi deleite, la razón de  mi ser.

Encuentros conmigo

La noche se va cerrando detrás de mi, y con ella el ultimo rayo de sol del día.
Transito sobre las calles desiertas y repletas de soledad y silencio con mis pensamientos de la mano.
La luz de las farolas apenas dejan exhibirse a los astros, mas las pocas que se ven  me brindan un fulgor único, exclusivo.
Me gusta a veces tener estos encuentros necesarios a solas conmigo.

Eres tú

Gracias porque me has enseñado
a reír,
me has enseñado
a soñar,
pero sobretodo,
porque me has enseñado
a amar



Tu cuerpo es un mundo. Déjame viajar hasta tu corazón.




Tu mirada, una alegría. Tu sonrisa, una ilusión. Tu querer, mi salvación.






Quiero llevarte a un rincón del cielo donde juntos podamos construir nuestros sueños.

No te rindas

No tengas prisa, aquí te espero. Sigue viviendo sé feliz y ama. No te rindas nunca jamás. Yo te cuido desde aquí, mi alma contigo va. No temas, te esperaré el tiempo que haga falta.

Hablame

Hablame, no me dejes así sin tu respiracion, sin el timbre apacible y lisonjero de tu voz. Privada me dejaste de tus labios, de tus  manos y tu amor y ahora también sin tus palabras.
Hace tiempo que ya no estas aquí en este mundo, en mi mundo. Ingresaste en un sueño muy profundo y a él te llevaste tus verbos, los "te amo" que me declarabas cada noche al oído.
Ahora yo me estoy quedando sin voz, y eso quiere decir que estoy mas cerca de ti, de tu timbre. Hablame, creo que estoy empezando a escucharte.
Recostado en la cama del hospital, despiertas, me miras sonriendo y pronuncias unas palabras. He vuelto.

Necesito...

Es una calurosa tarde de Julio, me acomodo en la mesa de mi habitación con el
cuaderno abierto. Necesito escribir, sentir, pulir el verbo. Observar cómo fluye
cada letra suave, refinada, sutil.
Pero algo me lo impide, no se lo que es. Deseo encontrar las palabras, ¿Donde?.
Salgo afuera, me encamino hacia el mar, tan vasto que parece no tener fin.
Subo hasta la roca que considero suficientemente alta, miro hacia abajo, y salto.
Siento el viento en mi cuerpo, soy libre.
Cierro los ojos y me dejo caer hacia la profundidad del mar...

Sé que me amas

Sé que me amas, escrito está en tus labios que con besos tatúas en mi piel el verbo amado.
Lo dice tu mirada, esos ojos enclavados en mi alma, con su lustre me revelan el secreto guardado.
Lo sé, pues la luna me sonríe cada noche que no estoy contigo.
Me amas Te amo.

Mírala bien: Mírate bien

Mírala bien y dime lo que ves. Acaso un objeto, alguien en quien mitigar tus penas, fracasos y aflicciones. Tu puño en su rostro ha dibujado un moraton, y tus palabras hacia ella son repulsivas y desdeñosas.
No puede salir de casa la tienes despotizada y sujeta a ti día y noche. Y tu lo llamas amor. Ella lo llama infierno, un fuego ignescente que ya no aguanta más. Ha llegado la hora de decir basta ya.
Mirate bien y dime lo que ves. Un hombre desgastado, corroído, muerto en vida Ya no vera mas tus ojos, no sentirá tu puño y no te escuchará jamás. La cárcel ahora es tu vivienda. Has ganado la batalla, ya no hay tormento que te pueda causar, estas a salvo.
Ahora eres feliz, vuelves a sonreír.


No a la violencia de género.

Amor

Juegos y caricias, locura y desenfreno, todo mezclado es una dulce lujuria.
Tus labios son mi entrega y tu cuerpo, ¡Ay tu cuerpo! un volcán en erupción.
Deseo saciar mi sed en ti vida mía, en ti, y recorrer cada milímetro de tu cuerpo hasta albergar el deseo que se derrite en nuestros cuerpos.
Amor, solo tu sabes hacerme sentir así.
Tan viva Tan feliz

Tu alma

Siento tu alma aún cuando ya no estás aquí aún cuando ya no estás en mi.
Sé que cada noche me abrazas me acaricias y ya no temo
Eres mi aliento mi fuerza el espejo en que me miro
Aunque ya no estés no te alejes de mis ojos de mis labios de mi vida
Mi corazón es tuyo siempre tuyo

Masaje

Una vez tumbado en la camilla, el tiempo desaparece y la relajación se hace más intensa desde que deslizo suavemente mis dedos por tu espalda.
Roces suaves y lentos recorren cada músculo para después ir profundizando.
Siento tu cuerpo tenso, agarrotado, y mis manos van deshaciendo los nudos que encuentran a su paso.
Sientes cómo tu cuerpo mejora, se alivia con cada movimiento de mis dedos, las molestias aminoran, se reducen y tu mente se despeja.
No hay estres No hay dolor sólo paz que se propaga en tu interior.
Respiras.
Acabo con los mismos roces que al principio, y un escalofrío recorre tu cuerpo rehabilitado.
Abres los ojos paulatinamente y regresas a este mundo, renovado.











Covadonga y sus lagos

Covadonga tiene una capilla divina,  y la Virgen es lo más hermoso que hay en ella. Ubicada en los Picos de Europa, tiene una vista espectacular, excelsa.














La subida a los lagos
es una aventura fluctuante,
pues la carretera es estrecha
y esta colmada de curvas.
Al llegar casi a la cúspide
de la montaña
el miedo de la carretera
desaparece, y te embriagas
de belleza a tu alrededor.
Es increíble descubrir
las maravillas naturales,
y tus ojos se clavan
en el verdor del paisaje
y el azul de los lagos,
donde se respira paz
serenidad y bienestar.

Una experiencia

Las playas de Aturias que hermosas son, su color es un azul cristalino y el agua pura, inmaculada. El sonido de las olas golpeando en las rocas es igual al de la tormenta en un invierno gélido. Me gusta la sensación que percibo cuando van avanzando hacia mi, no sé cuando llegarán ni lo altas que van a ser. Siento un escalofrío que recorre mi cuerpo y cuando al fin me alcanzan, me invaden, el agua es deliciosamente fría, y vuelvo a necesitar más, a necesitar el momento de su llegada a  mi.

Estrellas

Cuando mires al cielo y veas esa dos estrellas que brillan más que las demás, son mis ojos, amor mio, que te observan cada noche cuando el cielo está dormido. Son mis manos que acarician tu corazón cuando escucho sus latidos. Son mis labios, que se acercan a los tuyos, cuando siento que te tengo, cuando siento que eres mio.